Una nota autobiográfica no se puede manchar de postureo ni de exageración. Y creedme que no exagero si os digo que mi interés por el deporte ha sido casi obsesivo desde siempre. Soy Javi Aguilar y desde hace unos 5 años me mancho las manos de tiza en una escuela. Por el camino estudié periodismo y fundé un club de fútbol junto a mis amigos. Ni rastro del árbol, del libro y mucho menos del hijo.

Empezar a los 29 años, ¿eh? A esa edad Van Basten estaba retirado y Napoleón ya había dado un par de golpes de Estado.

Un periodista casi joven.

Javi Aguilar
Javi Aguilar posa con fingida sonrisa, pero con una clase bárbara
Ir arriba